Vino La Boella Tarragona

Muchas veces habrás oído: «… es como el buen vino, mejora con el tiempo». Pues esta no es la única similitud que tiene el vino con la raza humana, ya que si los psicólogos pueden reconocer una gran variedad de tipos de inteligencia en los seres humanos, los bodegueros hacen lo mismo con el vino; hay diferentes grados dentro de una misma botella.

La calidad sensorial del vino la apreciamos a través de la degustación. Podría ser la carta de presentación con la que nos conquista para seguir bebiendo o no. Hay muchos libros escritos sobre este tipo de calidad que ya discutiremos en próximos artículos pero solo basta con decir que la calidad es lo más importante ya que el fin del vino es provocar ese placer mientras estás bebiendo.

La calidad nutricional del vino, porque no hay que olvidar que el vino es un alimento aunque no le añadamos muchos nutrientes que son esenciales para el buen funcionamiento del cuerpo. Solo recuerda que los médicos recomiendan una copa de vino al día como un elemento terapéutico, para prevenir los accidentes cerebro vasculares. Una curiosa frase que muchos amantes del vino dicen: es que no hay mejor que una copa de vino contra el alcoholismo.

Pero contradictoriamente, el vino contiene una muy pequeña parte de sustancias tóxicas, aunque sería necesario beber una gran cantidad de vino al día para enfermar, en cualquier caso, la moderación es la clave del éxito.

La calidad formal es la calidad «budget» para un determinado tipo de vino. Es lo que hay que esperar de un conjunto de vinos específicos: un conjunto de reglas formales que te ayudan a conocer este grupo. La calidad formal puede ser reconocida a través de un sistema que realiza un seguimiento de los procedimientos llevados a cabo en un lote determinado y así saber en cada momento que es lo que ocurre.

La calidad cultural del vino está mas que justificada. No hay mas que observar el culto al vino en la cultura cristiana. Cualquier celebración, reunión familiar o evento se suele utilizar el vino. Es por esto que los creadores de vino deben ser conscientes de las posibilidades de sus vinos y que es lo que el consumidor espera para enfocar su marketing a un sector en particular donde el producto responda plenamente las expectativas del mercado.

Fuente [En]